Inicio / Enfermedades / ¿Cómo aliviar el síndrome premenstrual?

¿Cómo aliviar el síndrome premenstrual?

El síndrome premenstrual ocurre con mayor frecuencia de 2 a 10 días antes de la menstruación. Este es el estado en el que una mujer puede llorar sin una buena razón, quiere “entonces, no sé qué”, irritarse por cosas pequeñas, experimentar dolores de cabeza y musculares y, en general, sentirse peor sin razón de fuerza aparente.

Según las estadísticas, alrededor del 90% de las mujeres experimentaron el síndrome premenstrual de una forma u otra al menos una vez en la vida.

Por otro lado, el síndrome premenstrual pesado se llama trastorno disfórico premenstrual. Los síntomas son los mismos, pero mucho más intensos. Tanto es así que una mujer no puede llevar una forma de vida familiar durante esta etapa. Afortunadamente, el síndrome premenstrual pesado es menos común. Solo el 3-8% de las mujeres experimentan un trastorno disfórico premenstrual.

¿De dónde viene el síndrome premenstrual?

A pesar de la prevalencia generalizada del síndrome premenstrual, los médicos no pueden precisar sus causas. Sin embargo, algunas suposiciones indican:

Cambios hormonales cíclicos: Las fluctuaciones en los niveles de estrógeno y progesterona junto con los síntomas del síndrome premenstrual desaparecen durante el embarazo y la postmenopausia.
– Procesos químicos en el cerebro: La cantidad de neurotransmisores, incluida la serotonina, la dopamina y el GABA, afecta el estado emocional y mental. Por lo tanto, la falta de serotonina puede empeorar el estado de ánimo, causar fatiga, hambre y problemas para dormir.

¿Quién está en riesgo?

Si hay menstruación, puede haber síndrome premenstrual. Sin embargo, la población de mujeres más afectadas por este síndrome se sitúan entre los 20 y 40 años de edad que:

– han dado a luz.
– están deprimidas.
– han sufrido depresión, incluso postparto , o sufren de trastorno bipolar.
– tienen familiares cercanos con depresión.
– están sujetas a estrés frecuente.
– abusan de alcohol, sal, azúcar y carne roja.
– duermen poco.
– no realizan ningún tipo de actividad física.

¿Cuáles son los síntomas del síndrome premenstrual

Los síntomas del síndrome premenstrual son bastantes, pero la mayoría de las veces las mujeres experimentan síndrome premenstrual en los siguientes casos:

Manifestaciones emocionales y de comportamiento

– depresión, tensión y aumento de la ansiedad.
– llanto.
– cambios de humor.
– irritabilidad, ataques de ira.
– cambios en la conducta alimentaria: hambre persistente o pérdida del apetito.
– insomnio.
– autoaislamiento, renuncia a comunicarse con las personas.
– dificultad para concentrarse.
– cambios en la libido.

Manifestaciones físicas

– dolor muscular.
– dolores de cabeza.
– fatiga.
– aumento de peso debido a la retención de líquidos en el cuerpo.
– hinchazón.
– dolor o sensibilidad especial en el pecho.
– aparición de espinillas.
– estreñimiento o diarrea.
– intolerancia al alcohol.

¿Cómo saber si se sufre de síndrome premenstrual?

Es difícil diagnosticar el síndrome premenstrual. Las enfermedades físicas y mentales pueden tener síntomas similares o simplemente empeorar la afección antes de la menstruación. Por lo tanto, la manera más efectiva de diagnosticar es mantener un control diario.

Todos los días, habría que tener en cuenta…

– ¿Hay dolores o espasmos?
– ¿Cuál es tu estado de ánimo?
– ¿Cuánto tiempo dormiste?
– ¿Te sientes cansada o con energía?
– ¿Cuál es tu peso?
– ¿Hay algún cambio externo (hinchazón, granos…)?
– ¿Hubo alguna actividad física?
– ¿Hubo sexo? ¿Con protección?
– ¿Tomas anticonceptivos?
– ¿Cuándo comenzó y terminó la menstruación?

¿Cómo aliviar los síntomas del síndrome premenstrual?

– Comer en porciones más pequeñas para evitar la hinchazón.
– Menos comida salada.
– Renunciar al café, el alcohol y los cigarrillos.
– Comer alimentos ricos en calcio: leche, avellanas, sésamo… Y carbohidratos complejos: frutas, verduras…
– Hacer yoga, dominar la técnica de la respiración profunda, acudir a masajes para aliviar el estrés.
– Dedicar al menos 30 minutos al día a caminar, andar en bicicleta, nadar y otros ejercicios aeróbicos.
– Dormir más.

¿Cuándo acudir al doctor?

El síndrome premenstrual puede convertirse en un problema grave que impide a la mujer llevar una forma de vida habitual. Si los síntomas son severos, intensivamente dos ciclos seguidos, es probable que esté lidiando con un trastorno disfórico premenstrual (que mencionábamos al principio). Entonces vale la pena hablar con un médico: un ginecólogo y/o un psicoterapeuta .

La presencia de síntomas similares a lo largo del ciclo menstrual es también una razón importante para hacer una cita para un especialista. Pueden indicar otros problemas de salud que no están relacionados con el síndrome premenstrual o el trastorno disfórico premenstrual. Por ejemplo, sobre enfermedades de la glándula tiroides o la depresión.

¿Qué hace el médico?

Para diagnosticar el síndrome premenstrual o el síndrome disfórico premenstrual, el médico debe descartar la posibilidad de embarazo o problemas de salud. Hay que preparase para responder preguntas sobre el momento de la aparición de los síntomas y su gravedad, las formas en que “calmas” eso síntomas, tu estado de ánimo y mucho más. Aquí el control diario de las preguntas que veíamos anteriormente te ayudará.

Si se diagnostica el síndrome premenstrual y este produce una molestia grave, lo más probable es que el médico te informe que necesitas los siguientes medicamentos:

Diuréticos: Son aceptados si los ejercicios físicos y la restricción de la ingesta de sal no ayudan a sobrellevar el aumento de peso, el edema y la hinchazón. Los diuréticos eliminan el exceso de líquido a través de los riñones.
Fármacos antiinflamatorios no esteroideos: Por ejemplo, ibuprofeno o naproxeno. Como regla general, se recetan para espasmos, dolores de cabeza y molestias en la pelvis y el tórax.
Antidepresivos : Aumentan el nivel de neurotransmisores producidos por el cerebro necesarios para controlar el estado de ánimo y las emociones.
Anticonceptivos hormonales: Estos medicamentos detienen la ovulación y pueden aliviar los síntomas del síndrome premenstrual.

También sería recomendable preguntar al médico sobre todas las terapias posibles. Por ejemplo, algunas mujeres experimentan alivio después de la acupuntura y el tratamiento herbal (hierba de San Juan, jengibre, ginkgo…).

Y recuerda… siempre hay que consultar a un médico antes de tomar cualquier medicamento.


 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *