Inicio / Enfermedades / Disfunción vegetativa (trastorno del sistema nervioso autonómico)

Disfunción vegetativa (trastorno del sistema nervioso autonómico)

¿Qué es la disfunción vegetativa/autonómica?

Descripción

La disfunción autonómica (un trastorno del sistema nervioso autonómico) es un complejo de manifestaciones clínicas de disrupción funcional del sistema nervioso vegetativo, que conduce a una interrupción en el funcionamiento de los órganos internos. La disfunción vegetativa más común se observa en la infancia, en el período de crecimiento. Este trastorno no se considera una enfermedad independiente, sino un síndrome específico que acompaña a cualquier patología.

Causas

La causa principal de la disfunción autonómica es la vulneración de la regulación nerviosa por parte del sistema nervioso autonómico, que puede desencadenarse por uno de los siguientes factores:

– Predisposición genética (herencia).
Cambios hormonales en el cuerpo (por ejemplo, durante la pubertad).
– Enfermedades endocrinas (trastornos en la glándula tiroides, las glándulas sexuales o las glándulas suprarrenales).
– Daño cerebral orgánico (asociado con trauma, hinchazón o apoplejía – trastornos de la circulación cerebral ).
Factores externos desfavorables que conducen a tensiones constantes, neurosis y sobreesfuerzo psicoemocional.

Síntomas

Las manifestaciones clínicas del trastorno del sistema nervioso autonómico varían según el tipo de disfunción, sin embargo, se puede destacar:

– Manifestaciones del corazón: aparición de taquicardia, dolor en el corazón, sensación recurrente de desvanecimiento del corazón.
– Por parte del sistema respiratorio: taquipnea (respiración rápida), dificultad o incapacidad para llevar a cabo una respiración profunda (o exhalación), pesadez en los pulmones, falta de aire, ataques espontáneos de disnea.
– Fluctuaciones espontáneas de la presión venosa y arteria.
– Vulneración de la circulación sanguínea en los tejidos (especialmente en las extremidades).
– Fluctuaciones periódicas de la temperatura del cuerpo (de 35ºC a 38ºC aproximadamente).
Interrupción del tracto gastrointestinal: dolor abdominal, diarrea, estreñimiento, vómitos, eructos.
– Algunos trastornos psiconeurológicos: debilidad general, letargia, disminución del rendimiento, irritabilidad excesiva, mareos frecuentes, sueño alterado, sensación constante de ansiedad.

Diagnóstico

En vista de la variedad de manifestaciones clínicas de los trastornos del sistema nervioso autonómico, a veces el diagnóstico puede ser difícil y es necesario consultar a varios especialistas: neurólogo, terapeuta y cardiólogo. Para el diagnóstico de la disfunción autonómica, se realiza un estudio electrocardiográfico con un registro diario de un electrocardiograma. La reosografía también se puede realizar. La gastroscopia se realiza para estudiar el tracto gastrointestinal. Además, también es necesario estudiar el sistema nervioso. Esto se hace con la ayuda de la electroencefalografía y la tomografía computarizada. Con base en los hallazgos y el cuadro clínico general, un médico puede diagnosticar un trastorno del sistema nervioso autonómico.

Clasificación

La clasificación de los trastornos del sistema nervioso autonómico se lleva a cabo por la naturaleza de las manifestaciones clínicas. Por lo tanto, se aísla el trastorno vegetativo de tipo cardíaco, tipo hipertenso e hipotensor.

La disfunción vegetativa del tipo cardíaco se manifiesta principalmente por alteraciones en el funcionamiento del corazón.

En el tipo hipertenso, la manifestación más frecuente de la disfunción autonómica es un aumento de la presión arterial (tanto en tensión como en reposo).

El trastorno autonómico hipotensor se caracteriza por hipotensión, debilidad constante y aumento de la fatiga.

Acciones del paciente

Si se sospecha de un trastorno del sistema nervioso autonómico, se recomienda buscar ayuda de un especialista y llevar a cabo todos los estudios necesarios para finalmente verificar la ausencia (o presencia) de otras enfermedades específicas similares a las que tienen trastorno autonómico y comenzar el tratamiento de manera oportuna.

Tratamiento

Para tratar los trastornos del sistema nervioso autonómico, los métodos de tratamiento no medicamentosos son ampliamente utilizados, como la fitoterapia, la normalización del régimen diario, la mejora de la calidad de la nutrición y el ejercicio. En algunos casos (solo para la prescripción del médico), se puede usar un tratamiento medicinal (principalmente para la eliminación de los síntomas durante los ataques agudos).

Complicaciones

El incumplimiento de las recomendaciones del médico puede conducir a un empeoramiento del cuadro clínico y una mayor agravación de los síntomas de un trastorno del sistema nervioso autonómico, lo que puede conducir al desarrollo de trastornos funcionales graves en todo el cuerpo.

Prevención

Como una profilaxis de trastornos vegetativos, se recomienda mantener un estilo de vida saludable, cuidar la dieta, dormir bien y no estar expuesto a estrés prolongado.


 



Acerca de nosologia

Quizá también te interese...

Hipersomnia

¿Qué es la hipersomnia? Descripción La hipersomnia (somnolencia patológica) es una afección patológica en la …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *